UNA FECHA PARA NO OLVIDAR

El 9 de Junio se cumple un año más del inicio de la guerra revolucionaria que se emprendió en el Perú en 1965, cuando las huestes del Movimiento de Izquierda Revolucionaria- MIR y del Ejército de Liberación Nacional- ELN, emprendieron la lucha armada para conquistar el poder y construir una nueva sociedad bajo los ideales del socialismo.

dEn una crónica del militante del MIR, Ricardo Gadea se da cuenta de este hecho.

Ese día, 11 guerrilleros, al mando del primer comandante Guillermo Lobatón toman por sorpresa la mina “Santa Rosa” en el centro del país y emprenden en forma definitiva la lucha armada hacia la conquista del poder por las masas explotadas peruanas.

Varios puentes son volados para proteger la retirada de los combatientes. El puesto policial de Anadamarca se rinde ante los guerrilleros. Las haciendas Runatullo, Punto, Armas, Alegría caen sucesivamente en poder de los guerrilleros y los víveres requisados se distribuyen entre los campesinos de la zona. El 27 de Junio, luego del intento de emboscada en Tita Cruz, se obtiene la extraordinaria victoria de Yahuarina. Allí, por fin combatientes surgidos de las entrañas de nuestro pueblo oprimido derrotan en combate a una escogida fuerza represiva y la justicia revolucionaria cumple su sentencia contra asesinos como el mayor Horacio Patiño.

Ante las primeras acciones guerrilleras, el país se conmovió profundamente. Desde el Cusco, el comandante Luis De la Puente llama al pueblo peruano a levantarse en armas por la auténtica liberación. []. Ricardo Gadea 1967.

El próximo año se cumplirán cincuenta años de aquel acontecimiento histórico que pasó al olvido y que, hoy rememoro para rescatar su inmensidad heroica en la lucha de los revolucionarios peruanos por liberar a nuestra patria de la opresión social. El noble sacrificio de los combatientes de aquella época nos ha dejado lecciones muy valiosas en cuanto a la honestidad política y la práctica de los ideales.

Revolucionarios como Luis De la Puente, Guillermo Lobatón, Máximo Velando, Luis Zapata Bodero, Guillermo Mercado León y muchos otros guerrilleros heroicos del MIR y el ELN, nos trazaron un camino dejando su ejemplo de consecuencia revolucionaria.

Ahora que la miseria humana ha salido a flote en diversos ámbitos de la vida nacional, ahora que muchos oportunistas de izquierda muestran sus apetitos personales en la tentación electorera, es bueno reflexionar sobre la falta que nos hace la calidad humana de aquellos luchadores sociales.

Los jóvenes izquierdistas se están formando en el actual acontecer de tergiversación de ideales por ambiciones de cúpulas, cuyos vicios y hábitos políticos no son buen ejemplo para ellos. Por eso es importante hacerles conocer que ser revolucionario socialista es una condición diferente y cuya expresión la tenemos en aquellos combatientes de la década de 1960.

Aunque esos precursores del socialismo peruano no lograron sus objetivos plenos, al menos con sus muertes, conmovieron la conciencia nacional y sensibilizaron a las fuerzas armadas para que entiendan que el derramamiento de sangre entre combatientes de ambos lados solo favorecía a la oligarquía dominante. Ello motivó la revolución castrense que abolió la oligarquía terrateniente, inició la Reforma Agraria y otras reformas estructurales en beneficio del pueblo.

A pesar de que la contrarrevolución truncó ese proceso, el Perú dejó de ser propiedad de la oligarquía terrateniente  mientras que, en los demás países latinoamericanos aún hoy, siguen clamando por una reforma agraria que libere a los campesinos. En aquellos años el orgullo nacional estaba en lo más alto, porque era inadmisible el abuso de las transnacionales, las riquezas naturales eran nuestras y no existía el entreguismo corrupto.

Las generaciones de jóvenes que no vivieron ni sufrieron las atrocidades del pasado quizá no tengan consciencia de lo que cuesta luchar para conseguir un logro social y por ello debemos reunirnos con ellos para trasmitir nuestra experiencia y crear consciencia política siguiendo el ejemplo de los revolucionarios que murieron luchando por sus ideales.

Abramos el debate ideológico con los jóvenes y junto con ellos analicemos nuestra realidad y formulemos alternativas de acción en el marco de una estrategia de lucha viable con resultados que conduzcan a los objetivos de nuestros ideales.

Este lunes 9 de Junio, a las 5 pm, en el local de Ccori Wasi- Av. Arequipa 5198, Miraflores, se rendirá homenaje a la lucha consecuente de Ricardo Letts Colmenares. Será una buena ocasión para recobrar ideales.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s