VALORAR LA GESTA DEL CHE

Escribe: Milcíades Ruiz

El próximo 9 de octubre se cumplirán cincuenta años de la ejecución extrajudicial del heroico Comandante Ernesto “Che” Guevara, el más grande de los líderes socialistas internacionalistas. Mal herido fue tomado prisionero el día anterior cuando rompía el cerco militar del enemigo. Su arma de combate había sido inutilizada por la metralla cuando combatía ejemplarmente. Encerrado en el local de la escuela rural del pueblo La Higuera, en la selva de Valle Grande, Bolivia, fue ejecutado, por miedo a lo que podía suceder en el mundo si continuaba con vida. Allí, ese mismo día se hizo lo mismo con nuestro compatriota Juan Pablo Chang Navarro-Lévano.Che

Así culminó la gesta guerrillera continental que se inició a comienzos de 1967, en la cuenca del Ñancahuazú. Se ha escrito mucho al respecto y han interpretado este suceso de mil maneras. Muy pocos han tomado en cuenta su pensamiento para saber las razones de su resolución ni han reparado en los valores supremos que estimularon su conducta revolucionaria. Nunca lo entendieron y hay quienes hasta ahora no se explican su desprendimiento y enorme sacrificio. Para eso, se necesita tener la calidad humana que tuvo el Che.

He aquí, algunos fragmentos de lo que el Che escribiera al mundo en su “Mensaje a la Tricontinetal”, antes de iniciar su campaña guerrillera en Bolivia:

(…) “La lucha en América adquirirá, en su momento, dimensiones continentales. Será escenario de muchas grandes batallas dadas por la humanidad para su liberación”.

(…) “Muchos morirán víctimas de sus errores, otros caerán en el duro combate que se avecina; nuevos luchadores y nuevos dirigentes surgirán al calor de la lucha revolucionaria”.

(…) “En definitiva, hay que tener en cuenta que el imperialismo es un sistema mundial, última etapa del capitalismo, y que hay que batirlo en una gran confrontación mundial. La finalidad estratégica de esa lucha debe ser la destrucción del imperialismo”.

(…) “El elemento fundamental de esa finalidad estratégica será, entonces, la liberación real de los pueblos; liberación que se producirá, a través de lucha armada, en la mayoría de los casos, y que tendrá, en América, casi indefectiblemente, la propiedad de convertirse en una revolución socialista”.

(…) “Pero este pequeño esquema de victorias encierra dentro de sí sacrificios inmensos de los pueblos, sacrificios que debe exigirse desde hoy, a la luz del día, y que quizás sean menos dolorosos que los que debieron soportar si rehuyéramos constantemente el combate, para tratar de que otros sean los que nos saquen las castañas del fuego”.

(…) “Es absolutamente justo evitar todo sacrificio inútil. Por eso es tan importante el esclarecimiento de las posibilidades efectivas que tiene la América dependiente de liberarse en formas pacíficas. Para nosotros está clara la solución de este interrogante; podrá ser o no el momento actual el indicado para iniciar la lucha, pero no podemos hacernos ninguna ilusión, ni tenemos derecho a ello de lograr la libertad sin combatir”.

(…) “Y que se desarrolle un verdadero internacionalismo proletario; con ejércitos proletarios internacionales, donde la bandera bajo la que se luche sea la causa sagrada de la redención de la humanidad, de tal modo que morir bajo las enseñas de Vietnam, de Venezuela, de Guatemala, de Laos, de Guinea, de Colombia, de Bolivia, de Brasil, para citar sólo los escenarios actuales de la lucha armada sea igualmente glorioso y apetecible para un americano, un asiático, un africano y, aun, un europeo”.

“Cada gota de sangre derramada en un territorio bajo cuya bandera no se ha nacido, es experiencia que recoge quien sobrevive para aplicarla luego en la lucha por la liberación de su lugar de origen. Y cada pueblo que se libere, es una fase de la batalla por la liberación del propio pueblo que se ha ganado”.

(…) “Y si todos fuéramos capaces de unirnos, para que nuestros golpes fueran más sólidos y certeros, para que la ayuda de todo tipo a los pueblos en lucha fuera aún más efectiva, ¡qué grande sería el futuro, y qué cercano!”

“Si a nosotros, los que en un pequeño punto del mapa del mundo cumplimos el deber que preconizamos y ponemos a disposición de la lucha este poco que nos es permitido dar: nuestras vidas, nuestro sacrificio, nos toca alguno de estos días lanzar el último suspiro sobre cualquier tierra, ya nuestra, regada con nuestra sangre, sépase que hemos medido el alcance de nuestros actos y que no nos consideramos nada más que elementos en el gran ejército del proletariado, pero nos sentimos orgullosos de haber aprendido de la Revolución cubana y de su gran dirigente máximo la gran lección que emana de su actitud en esta parte del mundo: «qué importan los peligros o sacrificios de un hombre o de un pueblo, cuando está en juego el destino de la humanidad

Toda nuestra acción es un grito de guerra contra el imperialismo y un clamor por la unidad de los pueblos contra el gran enemigo del género humano: los Estados Unidos de Norteamérica. En cualquier lugar que nos sorprenda la muerte, bienvenida sea, siempre que ése, nuestro grito de guerra, haya llegado hasta un oído receptivo y otra mano se tienda para empuñar nuestras armas, y otros hombres se apresten a entonar los cantos luctuosos con tableteo de ametralladoras y nuevos gritos de guerra y de victoria”.

Ojalá, todos pudiéramos entender las expresiones del Che en el contexto histórico que se vivía en aquellos años y pudiéramos recoger lo mejor de su mensaje para aplicarlo a las condiciones actuales. Van los siguientes versos alusivos a una situación como la que tuvieron que pasar los combatientes revolucionarios que lo acompañaron.

PASIÓN GUERRILLERA

Adios, ya me voy,
la revolución me llama
la guerrilla me espera,
no sé si volveré,
aunque me apena dejarte,
no defraudaré.
Resuelto estoy,
me internaré en el ensueño
de profundos ideales
conviviendo día y noche
con el peligro constante
pero, es preciso hacerlo.
Solo van los decididos
a resolver consecuentes
la necesidad social,
el mandato de la historia,
luchar ahora mismo,
no más sufrimiento humano.
Nuestro deseo es triunfar
pero si en el empeño muero
las banderas de ideales
cubrirán mi humanidad,
preparado estoy
mi fortaleza es moral
no será por cobardía.
Entre altas cordilleras
y los bosques tropicales
transitan los guerrilleros,
zigzagueando los caminos
hundiéndose en las quebradas
o remontando montañas.
Son las huestes legendarias
de las sombras justicieras
entre la lluvia y el barro,
es la vida guerrillera
caminar y combatir,
entre el miedo y el coraje.
Entre nos, un cariño enorme
una auténtica hermandad,
somos el pan compartido
la honestidad cristalina
el arrojo inesperado
el abrazo más fraterno.
Todo lo da el combatiente,
hermosa heroicidad
por sublime convicción,
la valentía sin límites
su inquebrantable fe
en la victoria final.
Pero todo es por amor,
a los humildes que sufren,
a la patria sojuzgada,
a la justicia violada
a la democracia burlada,
amor, por la equidad.
Amor al pueblo
por el que se lucha,
extiendo mi mano fraterna
para sacarlo del hoyo
de tan fatal opresión
de la tristeza infinita.
Amor que conmueve
hasta la rebelión,
por la maldad que indigna
la inequidad absurda
la codicia sistémica
la negación humana.
Amor por la soberanía
como comunidad social,
amor a la sociedad ideal
la humanidad del futuro
equitativa y solidaria
sin extremos desiguales.
He dejado lo que más amo,
madre, padre, hermanos, hijos
y, la amada sollozante,
pero no traicionaré,
mi convicción es suprema.
La lucha, es por ellos también.
Mamá lo intuye todo
pensamiento y corazón,
estaré siempre en sus sueños.
¿dónde andará? se preguntará,
¿Estará vivo?
¿Volverá?
Un taladro destroza mi pecho,
mamáaaa, por favor papá,
se me borran los recuerdos,
tengo mucho sueño,
me voy con el Che y Fidel.
Hasta la victoria, …siempre.

Milcíades Ruiz

Septiembre 2017

Anuncios

CHE Y FIDEL, ACRISOLADA FRATERNIDAD REVOLUCIONARIA

Escribe: Milcíades Ruiz

Se van a cumplir 50 años de la inmolación guerrillera y muerte heroica de uno de los más grandes paradigmas revolucionarios de la historia de la humanidad, Ernesto “Che” Guevara. Para los revolucionarios del mundo y especialmente, de Latinoamérica y del Perú, siempre fue y será nuestro líder indiscutible por sus cualidades y virtudes que lo llevaron a luchar hasta la muerte por los ideales socialistas. Ni el imperialismo ni los conservadores del sistema que nos oprime, han podido ni podrán impedir que aún el pueblo lo lleve en su corazón y que su figura legendaria la veamos a diario hasta en los camiones como una gratitud eterna.

che fidelEmprender una revolución continental para derrotar al imperialismo y liberar a la humanidad de la fatalidad que condiciona nuestras vidas fue su determinación a costa de todo riesgo. En su campaña guerrillera iniciada en Bolivia en 1967 estuvieron junto a él y lucharon también hasta morir heroicamente, tres peruanos miembros del Ejército de Liberación Nacional-ELN: Juan Pablo Chang Navarro-Lévano, Lucio Galván Hidalgo y Restituto José Cabrera Flores.

En su diario de campaña, el Che anotó:

LUNES 4 SEPTIEMBRE

(…) “Se mató el novillito y se pidieron voluntarios para hacer una incursión en busca de comida e información; se eligió a Inti, Coco, Julio, Aniceto, Chapaco y Arturo, al mando de Inti; se ofrecieron también Pacho, Pombo, Antonio y Eustaquio (Lucio Galván). Las instrucciones de Inti son: llegar a la madrugada a la casa, observar el movimiento, abastecerse si no hubiera soldados; rodearla y seguir adelante, si los hubiera; tratar de capturar uno; recordar que lo fundamental es no sufrir bajas, se recomienda la mayor cautela.

La radio trae la noticia de un muerto en Vado del Yeso, cerca de donde fuera aniquilado el grupo de 10 hombres, en un nuevo choque, lo que hace aparecer lo de Joaquín como un paquete; por otro lado, dieron todas las generales del Negro, el médico peruano (Restituto J. Cabrera), muerto en Palmarcito y trasladado a Camiri; en su identificación colaboró el Pelado (El prisionero argentino Bustos).

pag diarioPero en esta ocasión quisiera resaltar lo siguiente: Como ustedes saben, la maquinaria distorsionadora del sistema capitalista siempre ha tratado de hacernos creer que esa determinación del Che era por desavenencia con Fidel, lo cual queda desmentido al leer el diario de campaña donde apreciamos la fraternal estima y coincidencias que primaban entre los dos. Por ello, transcribo algunos párrafos de lo que Fidel escribió luego de la muerte del Che:

(…) “Nunca en la historia un número tan reducido de hombres emprendió una tarea tan gigantesca. La fe y la convicción absoluta en que la inmensa capacidad revolucionaria de los pueblos de América Latina podía ser despertada, la confianza en sí mismo y la decisión con que se entregaron a ese objetivo, nos da la justa dimensión de estos hombres”.

(…) “los que con él cayeron defendiendo sus ideas con coraje, porque la hazaña que este puñado de hombres realizó, guiados por el noble ideal de redimir un continente, quedará como la prueba más alta de lo que pueden la voluntad, el heroísmo y la grandeza humanas. Ejemplo que iluminará las conciencias y presidirá la lucha de los pueblos de América Latina, porque el grito heroico del Che llegará hasta el oído receptivo de los pobres y explotados por los que él dio su vida, y muchos brazos se tenderán para empuñar las armas y conquistar su definitiva liberación”.

(…) “En su mensaje a la Tricontinental reiteró ese pensamiento: “Toda nuestra acción es un grito de guerra contra el imperialismo … En cualquier lugar que nos sorprenda la muerte, bienvenida sea, siempre que ese nuestro grito de guerra, haya llegado hasta un oído receptivo y otra mano se tienda para empuñar nuestras armas. El Che no sobrevivió a sus ideas, pero supo fecundarlas con su sangre”.

“Che actuó en su campaña de Bolivia con el tesón, la maestría, el estoicismo y la ejemplar actitud que eran proverbiales en él. Puede decirse que impregnado de la importancia de la misión que se había asignado a sí mismo, procedió en todo instante con un espíritu de responsabilidad irreprochable. En aquellas ocasiones en que la guerrilla cometía algún descuido, se apresuraba en advertirlo y enmendarlo, consignándolo en su Diario”.

“Che dijo un día a los guerrilleros en Bolivia: “Este tipo de lucha nos da la oportunidad de convertirnos en revolucionarios, el escalón más alto de la especie humana, pero también nos permite graduarnos de hombres; los que no puedan alcanzar ninguno de estos dos estadios deben decirlo y dejar la lucha”. Los que con él lucharon hasta el final se hicieron acreedores a estos honrosos calificativos. Ellos simbolizan el tipo de revolucionarios y de hombres a quienes la historia en esta hora convoca para una tarea verdaderamente dura y difícil: la transformación revolucionaria de América Latina”.

(…) “Se ha podido precisar que el Che estuvo combatiendo herido hasta que el cañón de su fusil M-2 fue destruido por un disparo, inutilizándolo totalmente. La pistola que portaba estaba sin caserina. Estas increíbles circunstancias explican que lo hubiesen podido capturar vivo. Las heridas de las piernas le impedían caminar sin ayuda, pero no eran mortales. Trasladado al pueblo de Higueras permaneció con vida alrededor de 24 horas. Se negó a discutir una sola palabra con sus captores, y un oficial embriagado que intentó vejarlo recibió una bofetada en pleno rostro”.

(…) “Reunidos en La Paz, Barrientos, Ovando y otros altos jefes militares, tomaron fríamente la decisión de asesinarlo. Son conocidos los detalles de la forma en que procedieron a cumplir el alevoso acuerdo en la escuela del pueblo de Higueras. El mayor Miguel Ayoroa y el coronel Andrés Selich, rangers entrenados por los yanquis, instruyeron al sub-oficial Mario Terán para que procediera al asesinato. Cuando éste, completamente embriagado, penetró en el recinto, Che -que había escuchado los disparos con que acababan de ultimar a un guerrillero boliviano y otro peruano(J. P. Chang)– viendo que el verdugo vacilaba le dijo con entereza: “¡Dispare! ¡No tenga miedo!”

“Éste se retiró, y de nuevo fue necesario que los superiores Ayoroa y Selich le repitieran la orden, que procedió a cumplir, disparándole de la cintura hacia abajo una ráfaga de metralleta. Ya había sido dada la versión de que el Che había muerto varias horas después del combate y por eso los ejecutores tenían instrucciones de no disparar sobre el pecho ni la cabeza, para no producir heridas fulminantes”.

“Esto prolongó cruelmente la agonía del Che, hasta que un sargento -también ebrio- con un disparo de pistola en el costado izquierdo lo remató. Tal proceder contrasta brutalmente con el respeto del Che, sin una sola excepción, hacia la vida de los numerosos oficiales y soldados del ejército boliviano que hizo prisioneros. Las horas finales de su existencia en poder de sus despreciables enemigos tienen que haber sido muy amargas para él; pero ningún hombre mejor preparado que el Che para enfrentarse a semejante prueba”.

Estos párrafos son parte del texto que Fidel escribió bajo el título. “Una Introducción necesaria” para la publicación del libro: “El Che en Bolivia” – documentos y testimonios” (Carlos Soria/Beatriz Mena 1992). Se espera que este breve resumen tenga la atención que se merece y ojalá sirva para renovar nuestra fe revolucionaria. Los tiempos habrán cambiado pero nuestras convicciones tienen en el ejemplo del Che la fortaleza de nuestra ideología.

Septiembre 2017

CHE Y EL NEGRO CABRERA Medio siglo de gloria histórica del chalaco guerrillero

Escribe: Milcíades Ruiz

El próximo 3 de septiembre, se cumplen cincuenta años de la muerte, del guerrillero del Ejército de Liberación Nacional- ELN, de Perú y Bolivia, Restituto José Cabrera Flores – “Negro”, uno de los combatientes de la gesta guerrillera continental del heroico comandante Ernesto “Che” Guevara, ocurrida en la selva de Bolivia en 1967. Sucedió tras la emboscada a la que fue conducida la retaguardia de la columna guerrillera por un campesino boliviano que los traicionó, obligado por la tropa enemiga.

peruanosEn la foto, de izquierda a derecha: Lucio Galván (Eustaquio), R. José Cabrera (Negro), Juan P. Chang (Francisco) junto al Che en el campamento de Ñancahuazú

Dicha emboscada ocurrió el día 31 de agosto de 1967 cuando los guerrilleros atravesaban las aguas del Río Grande por el vado de Puerto Mauricio. Sobrevivió al fuego cruzado de la emboscada y escapó por el monte tratando de ir en busca del Che. Estaba solo, desarmado y sin provisiones, pero al tercer día tropezó con la tropa enemiga que no obstante estar indefenso lo acribilló abriendo fuego al creer que estaba con el grueso de la guerrilla.

Al conmemorar su trágica muerte formando parte de un proyecto revolucionario continental que pasará a la historia como hecho histórico precursor de la nueva sociedad socialista, es necesario hacer una reseña de su vida ejemplar, que enorgullece a los peruanos que compartimos sus ideales, esperando que algún día tendrá el reconocimiento que merece como héroe revolucionario de nuestro tiempo y su nombre quede perennizado en la designación de las entidades médicas, monumentos y placas recordatorias.

El compañero Cabrera nació en el Callao el 27 de junio de 1931 en el seno de una familia de barrio. La rebelión revolucionaria del Partido Aprista Peruano en 1932 y sus ideales trasuntó su juventud y su proclividad izquierdista. Al igual que nuestro compañero cusqueño Darío Acurio, en la misma época, viajó a Argentina para estudiar medicina. Al graduarse, se quedó allí brindando sus servicios en algunos pueblos del interior cuando la naciente Revolución Cubana y el Che generaban gran admiración.

No obstante haber conformado ya un hogar con una dama argentina y tener una hija pequeña, su compromiso político pudo más y viajó con ellos para apoyar directamente a la Revolución Cubana. Empezó trabajando en un hospital de Santiago, contribuyendo a su mejoramiento, alternando como brigadista en la campaña de alfabetización. En su memoria, el hospital “Saturnino Lora” le ha erigido un busto recordatorio.

En 1965 se encontraba residiendo en La Habana, participando en el trabajo voluntario de corte de caña para lograr el record de producción como lo hacía el Che cuando era ministro de Estado. Con motivo de la Conferencia Tricontinental realizada en La Habana en Enero de 1966 con la participación de los líderes revolucionarios alzados en armas en Asia, África y América Latina, pudo contactarse con Juan Pablo Chang que en representación del ELN acudió a este histórico encuentro.

Después del corte de caña con otros peruanos, los invitó a su domicilio para disfrutar una comida típica de Cuba, el “Arroz Congrí”, prolongándose la velada con guitarra y ron, a la par que cantaban alborozados las clásicas zambas que popularizaron Atahualpa Yupanqui, Los Chalchaleros y Mercedes Sosa, que la esposa del Negro sabía bailarlas. Su niña ya tenía siete años. Chang le informó sobre el ELN y el entrenamiento de combatientes para integrase a la guerrilla de Ayacucho en Perú. Cabrera quiso ser parte del proyecto y se propuso tomar las armas solicitando preparación.

El Che había coordinado con Chang para integrarse a la guerrilla “Javier Heraud” que operaba en Ayacucho en esa época. Por situaciones que ya he relatado en otros artículos (https://republicaequitativa.wordpress.com/) los planes cambiaron y el Che optó por abrir el foco guerrillero en Ñancahuazú. Tal como anotó el Che en su diario de campaña, Cabrera llegó en marzo de 1967 al campamento inicial, en compañía del Chino Chang, del intelectual francés Regis Debray, el guerrillero huancaíno Lucio E. Galván Hidalgo (Eustaquio), Haidée Támara Bunke (Tania) y otros más.

El momento era tenso por la movilización policial que empezaba sus investigaciones por tierra y aire. En el relato de José Castillo Chávez (Paco) uno de sus compañeros, consignado por el investigador cubano Froylán Gonzáles, se lee:

“Negro se preocupaba por la salud de Joaquín (Jefe de la Retaguardia), de Alejandro y de Tania, le cuidaba las heridas y llagas que las “nigüas” (parásitos) le habían ocasionado. Negro y Tania se llevaban muy bien y conversaban mucho. Tania lo elogiaba como una persona muy amable…

 “Negro conversaba mucho con Alejandro, de muchos temas, los dos eran personas muy preparadas, inteligentes y cultas, Alejandro le hablaba de historia, de su familia, sus acciones revolucionarias. Negro hablaba de su familia, especialmente de su padre, que fue policía y por nada lo asesinan en Perú, por luchar contra el contrabando y la delincuencia, tuvo que emigrar a la Argentina…

“La fortaleza física del Negro era enorme, nunca se cansaba, se parecía un poco a Braulio, estaba entre los mejores caminadores. Ayudaba a sus compañeros, buen carácter, nunca se enojaba, muy bondadoso. Yo pienso que era uno de los mejores guerrilleros, trataba bien a todos, todos lo respectaban mucho. Un día dijo que su formación comunista la había adquirido en Argentina y su desarrollo político con los compañeros de un hospital de Santiago de Cuba donde trabajó. Era cardiólogo. Nunca escuché comentarios adversos contra él”.

El día que cayó fulminado por las balas enemigas, vestía su uniforme verde oliva. Su cadáver fue evacuado y expuesto al público para luego ser enterrado en secreto en las proximidades del hospital de Chorety. El 2 de marzo del 2000, el equipo forense multidisciplinario cubano encontró sus restos en las cercanías del cuartel de Choreti, en la ciudad de Camiri, siendo trasladados a Cuba y el 8 de octubre de ese año depositado en el Complejo Escultórico Ernesto Che Guevara de la ciudad de Santa Clara.

NegroEn este gran mausoleo histórico se encuentran los restos de los otros combatientes peruanos junto con los del Che y compañeros cubanos que como el Negro entregaron su vida por la noble causa de cambiar el sistema que oprime a la humanidad e instaurar la nueva sociedad de nuestros ideales. Ojalá que este sacrificio heroico de Restituto José Cabrera Flores, no quede en el olvido, ni en el gremio médico, ni en las promociones estudiantiles, ni en las nuevas generaciones de su barrio ni en el sentir de los revolucionarios del Perú, de Latinoamérica y del mundo.

¿Y ustedes qué dicen?

Agosto 2017

UN BALANCE NECESARIO

Escribe: Milcíades Ruiz

Ha pasado un año desde el último proceso electoral en el que participaron varios partidos de izquierda y varios frentes políticos. Algunas agrupaciones de izquierda no tuvieron un buen desempeño porque no estaban en condiciones de competir. Fue vergonzoso ver a varias de ellas pugnando por colgarse del saco de quien tuviera inscripción electoral para no quedarse fuera de juego. Algunas se engancharon con Tierra y Libertad formando el Frente Amplio.

Otras se arrimaron a los fonavistas que tenían inscripción con “Democracia Directa” creyéndolos manejables, pero les salió el tiro por la culata y tuvieron que abandonar esta opción quedando fuera de combate. El hueso fue recogido por otro grupo de izquierda que postuló con Democracia Directa no pudiendo pasar la valla. Otra facción de izquierda se alineó con el candidato oficialista Urresti a quien su propio partido lo defenestró dejándolo fuera de carrera. Perú Libre, tuvo que renunciar a sus pretensiones para salvar su inscripción en tanto que otros grupos dispersos quedaron a medio camino.

Manifestantes puebloEsta situación favoreció al Frente Amplio en el sufragio ya que al no haber otra opción equiparable, capitalizo casi todos votos de la izquierda. ¿Cuánto hemos avanzado desde entonces? ¿Se han cumplido las metas previstas? ¿Hemos sabido aprovechar el desgaste político de la derecha? Es de esperarse que la izquierda este en mejores condiciones que el año pasado, que las agrupaciones se hayan fortalecido y que estén mejor preparados para afrontar las próximas elecciones municipales y regionales.

Hacer un balance evaluando desempeños, nos puede ayudar mucho a mejorar la gestión política. Si no se hace esta evaluación, las agrupaciones de izquierda continuarán a la deriva y sin horizonte. Una evaluación de las potencialidades, debilidades, amenazas, errores, no significa culparse mutuamente. No es un asunto personal sino institucional sin perder de vista las condiciones internas y externas, que han condicionado nuestro desempeño como alternativa política. No es hacer críticas destructivas con ofensas, sino aportar propuestas para resolver los problemas.

El balance anual de evaluación, puede permitir el mejoramiento de la gestión política en cuanto a la expansión orgánica, la formación de cuadros, número de filiales y de militantes, funcionamiento de las instancias y las comunicaciones de coordinación de directivas, mejoramiento ideológico y capacitación, manejo de las oportunidades coyunturales, etc. Pero también, ¿cuánto se ha avanzado en nuestro acercamiento con el pueblo? ¿Estamos acompañándolo en sus demandas concretas?

Del balance de evaluación de la gestión política, surgirán los reajustes y el Plan de Trabajo para el 2018 en que, habrán elecciones de gobiernos locales. ¿Cuán preparados estamos para asumir el reto de lograr gobiernos populares en la mayoría de los distritos? A este nivel, los problemas y demandas de la población son muy puntualizadas. No se puede ir con mensajes teóricos desligados de las necesidades distritales. Establecido el Plan de Trabajo podremos fijar la programación de actividades y el cronograma de fechas para su cumplimiento.

El lenguaje político de la gente del llano es muy diferente al del leguaje de las cúpulas. Pueda ser que las cúpulas estén preocupadas más en lo que dicen los medios de comunicación, como: Seguridad ciudadana, corruptela, educación de calidad, masificación del gas, soberanía alimentaria, reactivación productiva, género y transgénero, etc. Pero la gente del llano tiene otras urgencias y sus demandas son muy sencillas. Tienen que ver más con sus labores que son fuentes de ingresos familiares y oportunidades para prosperar.

Conocer esas necesidades es primordial para presentar propuestas de solución realistas, concretas y viables. Por eso, es importante saber cuáles son los problemas de los campesinos, obreros, trabajadores individuales, transportistas y de otros trabajadores de la localidad. No se puede ofrecer tampoco aquello que rebasa las atribuciones de los gobiernos locales pero sí, aquello que es factible. Los gobiernos locales pueden hacer mucho por el desarrollo local.

El balance de gestión política se mide por resultados concretos y los logros que se han obtenido con la actuación de cada secretariado. Una gestión eficiente debe traducirse en cifras. No basta decir que en el año se han efectuado tal cantidad de asambleas, de actividades proselitistas, de participaciones en eventos sino también evaluar el rendimiento o productividad de cada actividad política.

De nada sirve justificar actividades políticas estériles. Cada actividad debería arrojar dividendos políticos acumulativos para poder ir de menos a más. Si la entidad política sigue igual o peor que el año pasado no hay duda de que la gestión ha sido nula y en ese caso hay que buscar los cambios que sean necesarios para la renovación. El Plan de Trabajo y el cronograma de actividades deben colocarse en lugares visibles para el seguimiento de la militancia. Salvo mejor parecer.

Julio 2017

 

PERÚ CAMPEÓN MUNDIAL

PERÚ CAMPEÓN MUNDIAL
Escribe: Milcíades Ruiz
Campesinos peruanos de origen autóctono están logrando lo que no pueden los futbolistas citadinos, con todos sus millones de estímulo, instalaciones modernas, entrenadores especiales, etc. Somos campeones mundiales en café de calidad. Esta hazaña ha sido lograda por Raúl Mamani, comunero altiplánico y caficultor del distrito de Putina Punco, en la selva del valle Tambopata, Sandia, Puno.
Acaba de ganar el premio mundial del “Mejor Café de Calidad” en la Feria Internacional de Global Specialty Coffee EXPO Seattle 2017, desarrollado en Estados Unidos. Seattle es una ciudad con más cafeterías per cápita en Estados Unidos y a esta feria mundial concurren todas las empresas industriales y comercializadoras del grano con especialistas mundiales del rubro en todas las etapas del proceso, desde el cultivo hasta su consumo, porque allí se muestran las innovaciones tecnológicas y las preferencias del mercado global.
Esto sucedió la semana pasada pero nadie salió a las calles a celebrar este acontecimiento, no hubo carabanas, ni banderas, ni transmisiones en TV, ni titulares de primera página en los diarios lo cual rebela el desprecio, la discriminación mediática y, falta de orgullo nacional por las proezas del agro peruano. El manejador de imagen del presidente ignora a Mamani porque quizá considera que no reditúa políticamente y el Congreso de la República puede condecorar a Xi Jimping o a “Melcochita” pero a Mamani no.
Putinapunco es una zona enclavada en las estribaciones de la cordillera oriental. Hace 60 años era selva virgen pero aymaras y quechuas fueron los pioneros. No sabían nada del cultivo de café ni lo consumían porque sus tradiciones eran andinas. Pero aprendieron y empezaron sembrando pequeñas parcelas café, junto a los frutales, yuca, coca, maíz. A esos lugares nunca llegó la ayuda gubernamental. Todo es por iniciativa propia. Conozco el lugar porque cerca estaba la base guerrillera del ELN para el ingreso del Che y teníamos nuestro cafetal.
Con el tiempo, el cafetal se convirtió para los colonizadores altiplánicos en cultivo principal. Cuando terminaba la campaña agrícola en el altiplano las comunidades campesinas bajaban a la selva a la temporada de café que rendía más en términos monetarios ya que en la altura primaba la agricultura de subsistencia. La migración se hizo más intensa y muchos optaron por fijar residencia en la selva. Para no ser presa fácil de los acopiadores optaron por integrase en empresas cooperativas que, se encargan de comercializar el grano por encargo de sus socios.
Raúl Mamani, es socio de la Central de Cooperativas Cafetaleras de los Valles de Sandia (Cecovasa) al amparo de la cual ha ganado concursos nacionales, lo que le valió ser invitado a participar en dicha feria mundial. Gracias a estos campesinos de las zonas cafetaleras de toda nuestra selva alta el café peruano ha venido ganando prestigio en el extranjero más que en nuestro país donde los cafetines prefieren vender café colombiano solo por la marca porque el grano es peruano.
En mérito al prestigio internacional del café peruano Barista Guild of America, la más prestigiosa organización de baristas de Estados Unidos seleccionó el café de los campesinos de la cooperativa Incahuasi de Cusco que se cultiva a más 2000 m.s.m., para servirlo en el evento Re:co Symposium 2017, que es la cita previa de los más importantes actores de los cafés especiales del mundo, dos días antes de la Global Specialty Coffee Expo. Los productores cusqueños fueron aclamados y los contratos para la cooperativa no se hicieron esperar. Valió el esfuerzo de PROMPERU que siempre ayuda en estas ferias.
Pero claro, a estos logros no se le da importancia nacional aunque lo merezca tanto como la gastronomía peruana que es también fruto de la inspiración de las campesinas pobres que, al no tener la disponibilidad de las amas de casa citadinas, se las ingenian para crear potajes que son una delicia. El campesino no es muy dado a la cocina y es la mujer la que prepara todo para alimentar a la familia con lo que hay en la chacra. ¿De dónde salió el mote, la causa, el seco, etc? Pero tampoco se reconoce esta proeza de la mujer campesina. Ella sigue pobre y son otros los beneficiarios de su ingenio.
(De derecha a Izquierda) Presidente de la Cooperativa Incahuasi, Muriel Palomino y, Claudio Ortiz, gerente general.
Pero el caso del café nos da una idea de la fortaleza del campesinado minifundista agrupado en cooperativas o como caficultor independiente. En situación de abandono estatal, tras la cordillera de los andes, sin tener el apoyo del Estado, compitiendo con el narcotráfico y las adversidades de la naturaleza son capaces de lograr éxitos increíbles. El café aporta anualmente alrededor de mil millones de divisas que el país dispone para sus importaciones y el trato que recibe el sector cafetalero es denigrante lo cual se traduce en baja productividad. El promedio solo saca la tercera parte de lo que debería ser.
Es de imaginarse la potencialidad estratégica que posee el café para el desarrollo nacional si tuviese el nivel tecnológico y científico como lo tienen otros países. Brasil y Colombia viven del café y Perú no aprovecha las condiciones ecológicas que le dan ventaja de calidad para convertirse en la primera potencia mundial en café. Las divisas que trae se quedan en el país a diferencia de la minería que se lleva todo para engrosar fortunas extranjeras. Toda la retórica de la lucha contra la pobreza y de la diversificación productiva como alternativa al extractivismo queda mal parada con el trato que recibe la caficultura nacional.
Raúl Mamani volverá a su chacrita en las profundidades de la selva, a trabajar como siempre y todo lo vivido en la competencia mundial quedará solo como recuerdo. Vive de su trabajo no de los premios. Sin seguro social, sin jubilación, sin vacaciones, sin CTS, ni horas extras, ni aguinaldos ni bonificaciones por escolaridad, Fiestas Patrias o Navidad. Así como Raúl Mamani, son muchos los campesinos que viven en condiciones paupérrimas mientras los que procesan y exportan sus productos se enriquecen. Esa es la maldición de vivir bajo un sistema de dominación como el que impera en nuestro país.
¿Esto es justo? Todos dirán que no seguramente. Pero así como velamos por los homosexuales y lesbianas para que no sean segregados, ¿No sería bueno hacerlo también con igual devoción por los campesinos que no tienen beneficios sociales en pleno siglo XXI? Justicia social es nuestra bandera en la izquierda de siempre. ¿Pero qué tanto estamos dispuestos a luchar por ella? O nos hacemos los desentendidos para explotar esta necesidad solo en campaña electoral.
Lo que sugiero es que hagamos un esfuerzo por una militancia más activa. Abramos el debate en nuestras reuniones y tratemos estos asuntos con la mayor honestidad sin pensar en sacar ventajas. Salvo mejor parecer.
Abril 2017

POR SUS FRUTOS LOS CONOCERÉIS

Parafraseando un pasaje bíblico podríamos decir: “Por sus hechos los conoceréis”. Este antiguo proverbio es de gran utilidad en el ámbito político donde abunda la demagogia y las poses falsas para encandilar a la gente. Viene al caso la declaración de un congresista del Frente Amplio, procedente del partido socialista, cuyo nombre no es lo que interesa sino los hechos, pues nos permiten polemizar sobre el concepto de izquierda que manejamos de distinta manera.

En amplia entrevista promocional en el diario UNO del 19 del presente, se le preguntó: ¿Usted se considera un congresista de izquierda? A lo que contestó: “Por supuesto, y de profundas convicciones: y soy hombre de izquierda porque siempre me ha indignado ver la injusticia y el abuso en todos lados”. Entonces, tenemos aquí una discordancia haciendo que se le crucen los chicotes a sus seguidores pues los hechos de este congresista no concuerdan con sus palabras.

¿Cómo es esto? Presume ser de izquierda pero repite lo que dice la derecha pro imperialista contra Maduro y vota con la derecha en una resolución del Parlamento de solidaridad con la oposición al gobierno venezolano. Dice ser de izquierda pero vota con la derecha la propuesta de declarar “héroes de la democracia” al comando militar del fujimorismo “Chavín de Huántar”. Vaya uno a saber qué entiende por izquierda este dirigente político mentor del movimiento “Nuevo Perú”.

En las imágenes que nos coloca ante los ojos la prensa cómplice de las maniobras contra el gobierno de Venezuela sobre las marchas de protestas, no se observan sin embargo, gremios de trabajadores sindicalizados ni campesinos, ni organizaciones populares que serían los más lastimados por un régimen dictatorial. ¿No es esto, evidencia suficiente para darse cuenta de que no es tan cierto lo que nos informan? O, hay incapacidad en la izquierda para darse cuenta de esta jugada derechista. Al gobierno de Velasco se le hizo casi lo mismo en complicidad con el partido aprista pero no prosperó y sus enemigos tuvieron que buscar otra vía para derrocarlo.

Son muchos los ejemplos de políticos que hacen alarde de sus posturas pero son los hechos los que definen su verdadera vocación. Los cuatro últimos presidentes de la república se rasgaban las vestiduras diciendo que luchaban contra la corrupción. Estas eran meras palabras pero en los hechos es todo lo contrario. Se destapó la olla y allí estaban los facinerosos acompañados de otros líderes mermeleros. Muchos políticos inescrupulosos fingen con cinismo increíble y solo nos damos cuenta de ello a la hora de la verdad cuando ejercen labores de gobierno estando en el legislativo y ejecutivo.

Los camaleones tienen esa virtud de mimetizarse para lograr sus objetivos. Eso mismo, hacen los camaleones políticos pues se tiñen del color del entorno ideológico, repiten el léxico doctrinario, enarbolan las consignas populares, simulan radicalismos y hasta osan liderar agrupaciones para negociar representaciones. Pero tampoco se puede aventurar calificativos de buenas a primeras, ya que muchos actúan de buena fe aunque equivocadamente y solo el tiempo prudencial nos permitirá conocerlos mejor a través de sus hechos.

Claro que toda persona tiene derecho a pensar y obrar como mejor le parezca respetando o no, el marco ideológico. Es su manera de responder a una problemática y deberíamos respetar su posición aunque no la compartamos. Solo hay que medir sus intervenciones para esclarecer confusiones sin presionarlo indebidamente porque en definitiva serán los hechos los que nos dirán hasta qué punto podemos contar con ellos. Ya está. No deberíamos por lo tanto, ofender a nadie por pensar de manera diferente. Respetos guardan respetos. El sectarismo es el peor enemigo de la izquierda.

Pero, ¿a qué viene todo esto? A que tenemos confusiones respecto a lo que se entiende por izquierda y muchos conceptúan que el Frente Amplio es una agrupación de izquierda. Eso no es exacto y los enfrentamientos internos lo dicen porque no es lo mismo un frente de izquierda que uno combinado con derechistas aunque los presentemos como “progresistas”. No obstante, se siguen formando frentes políticos multicolores y no sólo de izquierda, pues las circunstancias así lo determinan.

Los promotores son conocidos porque no es la primera vez que lo hacen. Ya han fracaso en lo mismo y aun teniendo la experiencia con Humala, con el Frente Amplio y otros frentes, insisten en asirse a membresías ajenas solo por carecer de escudo propio. Bueno, pero esa es una opción legítima amparada por el fraudulento régimen electoral que permite el “vientre de alquiler” y para muchos, por encima de todo, hay que ser prácticos. Esto era lo que decían los líderes apristas cuando su partido era de izquierda pero los hechos de esa lógica los llevó a la claudicación sin moral.

Debemos considerar sin embrago que presentarse con una careta prestada es en cierto modo un fraude contra la fe pública y la izquierda pierde identidad para camuflarse bajo las banderas de un frankenstein no natural. Estos son los hechos que definen la calidad política de los representantes de una izquierda que ha venido perdiendo credibilidad precisamente por sus actos. Nadie imaginó que los ultras de ayer terminarían arriando sus banderas entregándose sin dignidad. Frente a ello, surge la necesidad de ir al rescate de la izquierda recuperando sus valores ideológicos y su accionar auténtico.

No es una tarea fácil ni podemos esperar dividendos inmediatos. Muchos desean disfrutar ya de sus habilidades histriónicas por cuenta del Estado y prefieren un trabajo electorero de pronto resultado en beneficio personal principalmente. Pero no se trata de un reto personal sino de una misión social que está por encima de lo electoral. Si se han perdido los objetivos ideológicos no tendremos un rumbo definido y estaremos a la deriva sin saber a dónde ir. Entonces hay que retomar el rumbo por el que han muerto ya muchos precursores del socialismo peruano.

¿Y qué significa ser de izquierda? ¿Hay una sola izquierda o hay tonalidades diversas? Independientemente del origen histórico de este vocablo político extraigo a colación el gráfico de mi libro “Trazos para una República Equitativa” al desarrollar el tema sobre Fisiología Política. Como se puede apreciar, en un plano geométrico horizontal de 180°, se juntan en el centro dos ángulos de 90°, determinando una línea fronteriza entre el lado derecho y el izquierdo.

Es fácil deducir que en los extremos opuestos tenemos la ultra izquierda y la ultra derecha. A partir del centro hay diversas posiciones hacia la izquierda y hacia la derecha. Son muchas las variantes que hay en cada lado, desde las más moderadas hasta las más radicales. Los que están cerca de la frontera son los más propensos a emigrar al bando contrario de manera ocasional mayormente. A los moderados de la derecha se les dice ahora “progresistas” para diferenciarlos.

En las variantes de izquierda están los socialistas en diverso grado y los que no lo son. Si hay convicciones sólidas como sucede con quienes se guían por los principios del materialismo científico no habrá duda de que se mantendrá leal y honestamente en la izquierda. Pero en todo caso, este esquema visual es solo eso. Nada es estático y las movilizaciones dependen de muchos factores condicionantes. Nada es absoluto ni definitivo en la dialéctica de la vida. De manera ocasional puede haber coincidencias no estructurales con las propuestas no izquierdistas pero en lo fundamental no es ético claudicar. Nuestro deber es ser consecuente con nuestros ideales doctrinarios.

Es verdad que las injusticias y abusos indignan, pero ello no es determinante para considerarse de izquierda como afirma tal congresista, porque no tenemos esa exclusividad. Muchas personas de derecha también tienen sentimientos similares y hasta luchan contra esos males siempre que no afecten el sistema que los ampara, y grupos políticos de derecha propugnan programas sociales con esos argumentos. Kuczynski se indigna por la injusticia en salubridad, pero no por ello es izquierdista, como tampoco lo era la misionera Teresa de Calcuta.

Lo que distingue a un izquierdista es su ideología respecto al sistema de dominación imperante propugnando un cambio en la estructura que condiciona los males sociales que son producto de su funcionamiento. Esta visión no es por susceptibilidad lastimera simplemente, sino por la toma de consciencia de que esos males son sistémicos y que no hay manera de eliminarlos sino cambiando la estructura que los origina. Esto es lo fundamental aunque haya discrepancias en las maneras de lograrlo.

Por el contrario, los grupos sociales beneficiarios del sistema aspiran a que se conserve y se perfeccione sin cambiar su naturaleza estructural. Esta divergencia entre conservadores y renovadores se repite en todo el pasado histórico y los hechos nos dicen que siempre triunfan las fuerzas de la renovación. Por ello fue que el capitalismo derrotó a la monarquía como en su momento el capitalismo será también derrotado por su negación enarbolando las banderas de mejores condiciones de bienestar humano. Abolir el sistema de dominación vigente es una aspiración de las clases sociales dominadas y quienes promueven el cambio de sistema son claramente izquierdistas.

Si estamos claros en ello, podremos ver los intereses que se mueven tras los sucesos políticos en nuestro país y en el mundo en esa lucha histórica. Podremos interpretar con mayor acierto las jugadas de la derecha en colusión con las empresas de la prensa, podremos protegernos de las influencias manipuladoras de la derecha y defender mejor los intereses populares. En ese sentido, será de gran ayuda fomentar el conocimiento doctrinario y técnico en nuestras filas, abriendo los espacios de diálogo y aprendizaje sobre todo para las jóvenes generaciones.

Soy consciente de que lo dicho líneas arriba tiene mucho de polémico, pero asumo el costo. La ilusión es motivar reflexiones y extraer algo de utilidad para avanzar en nuestras aspiraciones. Después de todo, así como hay un esquema horizontal de la fisiología política también hay el esquema vertical en el que, en su parte baja las maquinaciones políticas casi no existen pero a medida que ascienden hacia las cúpulas se empoderan progresivamente hasta convertirse en lo principal.

Mayo 2017